Cantabria se coloca como la tercera comunidad con menor siniestralidad laboral de España

La consejera Ana Belén Álvarez señala que el índice de incidencia de accidentes ha descendido un 11% y destaca que "solo Madrid y Cataluña registran un mejor dato”

Cantabria se coloca como la tercera comunidad con menor siniestralidad laboral de España

Cantabria es una de las comunidades autónomas con menor número de accidentes de trabajo con baja, según se desprende del ‘Avance de Siniestralidad 2019’ que se ha presentado hoy en la reunión del pleno del Consejo Cántabro de Seguridad y Salud en el Trabajo que ha presidido la consejera de Empleo y Políticas Sociales, Ana Belén Álvarez.

El índice de incidencia, que mide el número de accidentes laborales en relación a la cifra de trabajadores, ha descendido en todos los sectores de actividad económica, con una caída media del 11% respecto al año 2018. De este modo, Cantabria se sitúa como tercera comunidad autónoma con menor siniestralidad laboral de España, solo por detrás de Madrid y Cataluña.

En ese sentido, la consejera ha puesto en valor “la implicación” de los trabajadores, de los empresarios y de la representación sindical en materia de vigilancia en la prevención de accidentes y salud laboral, porque “sin su compromiso difícilmente se pueden lograr estos resultados”.

Asimismo, la titular de Empleo ha indicado que estos datos forman parte de esa proyección que queremos transmitir desde el Gobierno de Cantabria como “una región que goza de estabilidad, que cuenta con unos trabajadores cualificados competitivos, que están muy bien formados, y en la que se puede desarrollar un proyecto empresarial con garantías”.

Ana Belén Álvarez ha incidido además en la importancia de “fortalecer la cultura preventiva”, que es “la esencia para la prevención de los accidentes de trabajo y para reducir tanto el accidente como la enfermedad profesional”, una cuestión a la que su departamento quiere dar “el protagonismo que se merece”.

La consejera también ha resaltado que durante el año 2019 no se registró ningún fallecimiento por accidente in itínere –aquellos que el trabajador sufre al ir o volver del trabajo-, mientras que en el ejercicio anterior hubo que lamentar cuatro fallecidos. “Desde luego que es una buena noticia que deseamos podamos volver a comunicar el próximo año cuando presentemos los datos de 2020”, ha manifestado.

El Consejo Cántabro de Seguridad y Salud en el Trabajo es el órgano colegiado asesor de la Administración de la Comunidad Autónoma de Cantabria en la formulación de las políticas de prevención de riesgos laborales y el órgano de participación institucional en materia de seguridad y salud en el trabajo. Es un órgano de participación tripartita y paritaria que incluye a representantes de la Administración y de las organizaciones empresariales y sindicales más representativas de la Comunidad Autónoma.

Descenso de la siniestralidad

Durante el año 2019 se registraron en nuestra Comunidad Autónoma un total de 5.931 accidentes en jornada de trabajo con baja, el 99% de ellos de carácter leve. Los accidentes graves, muy graves y mortales han descendido al pasar de 43 a 38. En cuanto a accidentes mortales hubo que lamentar 9, los mismos que en 2018. De estos accidentes mortales 1 corresponde al sector agropecuario y pesca, 4 a construcción y 4 al sector servicios.

El índice de siniestralidad se ha reducido en todos los sectores de actividad, siendo el mayor descenso en el sector agropecuario y pesca con una caída del 24%, seguido de la construcción con un 16% menos, servicios un 11% e industria el 6% menos que en 2018. Así, el índice de incidencia, que mide el número de accidentes laborales en relación a la cifra de trabajadores, es de 2.796 accidentes con baja por cada 100.000 trabajadores, solo superado por Madrid (2.400) y Cataluña (2.762).

I Simposio de Higiene Industrial

Por otro lado, durante el Consejo Ana Belén Álvarez ha anunciado que el ICASST organizará la II edición del Simposio de Higiene Industrial ante el éxito del evento celebrado el pasado mes de noviembre, que reunió en el Palacio de la Magdalena en Santander a más de 200 expertos del sector procedentes de toda España.

La consejera ha garantizado su respaldo a aquellas iniciativas que como esta permiten “compartir conocimiento y experiencias” y ponen en evidencia que la prevención, la formación y la investigación, trabajando juntas, son las mejores herramientas para combatir los riesgos.

Novedades para 2020

En el transcurso del Consejo, la consejera también ha dado cuenta de la memoria anual de actividades en 2019 y de la ‘Estrategia Cántabra de Seguridad y Salud en el Trabajo’ de cara a 2020, que este año va a añadir a sus programas habituales de control de siniestralidad en ramas prioritarias, campañas específicas destinadas a la prevención de enfermedades profesionales por exposición a polvo de harina y otra dirigida a la prevención de la exposición a agentes químicos en peluquerías y cosmética.

Además, el Consejo ha aprobado la creación de las comisiones sectoriales de enfermedades profesionales y de vigilancia de la salud en trabajadores expuestos a amianto.

Inspección Territorial de la Seguridad Social

Finalmente, ha intervenido en el Consejo el director territorial de la Inspección Territorial de la Seguridad Social, Miguel Angel Gálvez, que ha ofrecido los datos de las actuaciones de la Inspección en materia de Prevención de Riesgos Laborales.

Durante el año 2019 se ejerció un mayor control en materia de Prevención de Riesgos Laborales con relación al año anterior gracias a la incorporación de tres subinspectores laborales en la escala de Seguridad y Salud el pasado mes de junio.

Así, las 29 campañas realizadas han aportado un aumento de las infracciones en un 2%, de las sanciones en un 50% (que en este capítulo han ascendido a 1,23 millones de euros), de los afectados en un 21% y de los requerimientos en un 55%. La Inspección ha efectuado más de 4.600 actuaciones en esta materia, dos de ellas con la paralización de la actividad por riesgo grave e inminente en máquinas y equipos de trabajo.

Se han extendido 1.181 requerimientos, el 28% de ellos en materia de evaluación de riesgos y planificación preventiva. Se han efectuado 92 segundas visitas de inspección para comprobar requerimientos previos y se han despachado 360 denuncias presentadas por trabajadores o interlocutores sociales.
Cantabria se coloca como la tercera comunidad con menor siniestralidad laboral de España