Cantabria, preocupada por el retraso en la toma de decisiones de la UE sobre los nuevos fondos del Programa de Desarrollo Rural

Así se lo ha trasladado el consejero Blanco al ministro Planas durante el Consejo Consultivo de Política Agrícola y Pesquera para Asuntos Comunitarios

Cantabria, preocupada por el retraso en la toma de decisiones de la UE sobre los nuevos fondos del Programa de Desarrollo Rural

El consejero de Desarrollo Rural, Ganadería, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, Guillermo Blanco, ha trasladado hoy al ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, la preocupación de Cantabria en torno a las negociaciones de la futura Política Agraria Común (PAC) y la distribución de los nuevos fondos comunitarios entre las distintas comunidades autónomas.

Lo ha hecho durante su participación por videoconferencia en el Consejo Consultivo de Política Agrícola y Pesquera para Asuntos Comunitarios y en la Conferencia Sectorial de Agricultura y Desarrollo Rural convocados por el Ministerio.

Durante su intervención, Blanco ha mostrado su preocupación por el retraso que la toma de decisiones en la Unión Europea puede tener para la continuidad de los apoyos que el Programa de Desarrollo Rural (PDR) de Cantabria ofrece al sector primario, cuya actividad debe ser, en su opinión, “clave” en la recuperación económica a nivel europeo tras la pandemia del coronavirus.

De igual manera, se ha referido a la incertidumbre que rodea a la cofinanciación de los fondos Next Generation del Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural (FEADER) porque, a pesar de que el Ministerio ha informado a las comunidades autónomas sobre las cuantías previstas, “es fundamental conocer cuáles deben ser los compromisos presupuestarios que debemos asumir o no para su gestión”.

En cuanto a los fondos FEADER, ha reclamado conocer las cuantías del periodo transitorio de dos años que “intuyo que serán menores que en los ejercicios anteriores”. “El diseño de una transición hacia la futura PAC precisa de datos concretos”, ha remarcado Blanco.

El titular de Desarrollo Rural ha insistido en su alocución en el papel fundamental que debe tener la ganadería en la futura PAC, en especial, los modelos productivos como los de la Cornisa Cantábrica, y ha afirmado que “debemos tratar de llegar a la máxima convergencia en pro de una PAC más equitativa y justa”.

Ha reclamado una especial atención a las características diferenciales de la Cornisa Cantábrica a la hora de abordar problemáticas complejas, como la nutrición de los suelos agrarios, al tiempo que ha querido llamar la atención sobre determinadas iniciativas normativas que “pueden ahogar aún más si cabe al sector ganadero de la Cornisa Cantábrica”.

En materia de pesca, ha defendido la necesidad de luchar por unos totales admisibles de capturas “justos” para las especies que son objeto de la flota española y ha rechazado los posibles recortes que se anuncian para especies de vital importancia para la flota cantábrica, como la merluza, el chicharro o la caballa.

“Debemos poner toda la carne en el asador para que estos recortes no se produzcan”, le ha dicho al ministro, al que también le ha recordado “la situación crítica que ya vive nuestra flota”, después de ver recortados, “año tras año”, los límites de capturas de las especies de mayor importancia para la flota cántabra, como la caballa, el jurel o la merluza.

A todo ello hay que unir, ha dicho, el “difícil” reto de tener que hacer frente a “uno de los peores años de ventas de la historia” como consecuencia de la crisis provocada por el COVID-19, “que ha tirado los precios y los mercados”. “Un mayor recorte sería definitivo para muchos de nuestros pescadores”, ha vaticinado.

Pesquería de la angula

El consejero cántabro ha aprovechado la ocasión para recordar al ministro el riesgo que corre la pesquería de la angula en el norte de España, especialmente en Cantabria, al verse amenazada por un dictamen del comité científico sobre la posible inclusión de la anguila europea en el listado de Especies en Régimen de Protección Especial, al igual que con la especie del lobo, “que en caso de que ocurra causaría un grave perjuicio para la ganadería en extensivo”, ha dicho el consejero.

Así, ha recordado que se trata de una especie capturada históricamente por los pescadores cántabros, siendo regulada su gestión en base a criterios de sostenibilidad “muy estrictos” y con esfuerzos de regulación “importantes” durante la última década.

“Necesitamos que desde el Ministerio nos ayuden a defender esta pesquería que ha sido demonizada injustamente como causante de la situación de declive de la población de anguila, cuando hay muchos otros factores más perjudiciales, como la regulación hidráulica o la contaminación”, ha indicado Blanco.

Finalmente, ha trasladado el apoyo del Gobierno de Cantabria a la propuesta del Ministerio de que los ecoesquemas, unas nuevas ayudas europeas que pretenden incentivar las prácticas agrícolas y ganaderas con mayor impacto beneficioso para el clima y el medio ambiente, representen el 20% de los presupuestos del primer pilar de la futura PAC.

Cantabria, preocupada por el retraso en la toma de decisiones de la UE sobre los nuevos fondos del Programa de Desarrollo Rural