Podemos considera que la culpa del deterioro de la ganadería de Cantabria la tiene “el Gobierno y no el lobo”

Pablo Gómez 1

Podemos Cantabria ha afirmado hoy que Miguel Ángel Revilla y el consejero de desarrollo rural, Guillermo Blanco, son  los principales responsables de la quiebra del sector ganadero cántabro y acusa al Parlamento cántabro de “cómplices del desastre” al “caer en la trampa regionalista de acusar al lobo de la desaparición de la ganadería en Cantabria”.

Podemos considera que la culpa del deterioro de la ganadería de Cantabria la tiene “el Gobierno y no el lobo”

Podemos Cantabria ha afirmado hoy que Miguel Ángel Revilla y el consejero de desarrollo rural, Guillermo Blanco, son  los principales responsables de la quiebra del sector ganadero cántabro y acusa al Parlamento cántabro de “cómplices del desastre” al “caer en la trampa regionalista de acusar al lobo de la desaparición de la ganadería en Cantabria”.

 

Podemos considera que los parlamentarios con sus intervenciones  han avalado la tesis de que el lobo es el causante de todos los males del ganadero cuando este es un problema concreto que afecta a un grupo concreto de ganaderos y que nada tiene que ver con la desaparición de la ganadería de leche, afirman que “los ganaderos lácteos han visto al lobo solo en los documentales de Félix Rodríguez de la Fuente y las ayudas por parte del gobierno en los programas electorales del PRC”.

 

La formación morada ha sido muy crítica con la gestión que el gobierno regional ha llevado con el lobo desde que el anterior consejero de ganadería Jesús Oria decidiera no hacer caso al pacto histórico que salió de la Mesa del Lobo en el que ganaderos, cazadores y conservacionistas acordaron que el lobo dejara de considerarse una especie cinegética.

 

Podemos ha apuntado que “el propio parlamento que ahora vota no proteger al lobo votó acatar el pacto de la Mesa del Lobo”. En su opinión “que el Gobierno no hiciera caso al Parlamento en su momento ha llevado a la ruina a muchos ganaderos de montaña”. Por tanto, afirman que “el Gobierno es culpable y ahora el Parlamento cómplice”. Para la formación morada es “especialmente sangrante escuchar a la portavoz socialista Noelia Cobo que aún no se ha alcanzado el grado de consenso suficiente entre las administraciones públicas y los sectores implicados cuando la hemeroteca demuestra que el consenso existió y el su Gobierno se le saltó”.

 

Podemos también señala a la portavoz de Ciudadanos, Marta García, y afirman que “quiere soplar y sorber al mismo tiempo” ya que para la formación morada “es llamativo cobrar más de 50.000 € de ayudas de la PAC por tener una ganadería ecológica en un paraje natural y al tiempo  pretender que te maten a los lobos”.

 

Podemos también responde a Ana Madrazo cuando acusa a Podemos de “ecologistas de ciudad” y de fracasar en los tribunales al tratar de tumbar el plan del lobo del Gobierno de Cantabria. Pablo Gómez, responsable de medio ambiente de Podemos Cantabria afirma “también hay ‘ganaderos de ciudad’ que piensan que ser ganadero es llevar una oveja al monte sin ninguna protección e ir a verla los domingos a ver si continúa allí”. Gómez defiende su lucha en los tribunales en la que “por desgracia no fuimos capaces de demostrar al fiscal que el control de una especie no se puede basar en censos falsos, pero seguiremos intentándolo mientras la propia portavoz socialista afirme que en sede parlamentaria que no se realiza ningún censo desde 2014”.

 

Para Gómez intervenciones como la de Ana Madrazo en la que afirma “no entender como un comité científico avale la inclusión del lobo en el Listado de Especies Silvestres en Régimen de Protección” demuestran la prepotencia regionalista en este tema. Subraya que “como se creen más listos que los científicos han llevado una política errónea que ahora está dando sus frutos rematando al sector ganadero”.

 

Por último, desde Podemos quieren agradecer al diputado socialista García-Oliva el haberse mantenido fiel a la línea científica mantenida por el Ministerio de Transición Ecológica, dirigido por la socialista Teresa Ribera, y haber roto la disciplina de voto que “el PRC ha impuesto al PSOE en Cantabria”.

Podemos considera que la culpa del deterioro de la ganadería de Cantabria la tiene “el Gobierno y no el lobo”